La realidad de las dietas milagro

Las dietas milagro o también conocidas como dietas mágicas, son aquellas que prometen una pérdida de peso rápida y sin esfuerzo, sin importar las consecuencias que esto acarrea: falta de nutrientes, repercusiones psicológicas, aumento de estrés o ansiedad.

IMG_9537
Andrea Robles Nutricionista

Este tipo de dietas se basan en grandes restricciones calóricas o de grupos de alimentos como por ejemplo eliminar por completo los carbohidratos y grasas o utilizar un alimento especifico como la dieta de la piña o el atún en donde durante varios días solo se pueden consumir esos alimentos.

 

Estas dietas le llevan a una pérdida rápida de peso, sin embargo la mayoría del peso perdido es agua y músculo no precisamente grasa corporal que es lo que realmente se necesita disminuir.

Al inicio se pueden perder muchos kilos y rápidamente, pero una pérdida de peso saludable va de los 500g a 1kg de peso semanal.

Efecto rebote

Cualquiera de estas dietas va a causar el efecto rebote o también conocido como yo-yo, en donde se aumenta el peso perdido y hasta más, ya que no se modifican hábitos ni hay una adecuada educación nutricional, es poco probable que se pueda mantener este tipo dieta por un tiempo prolongado y al introducir alimentos que se tenían prohibidos durante la dieta el aumento de peso se presenta tan rápido como se perdió.

¿Todas las dietas son iguales o existe una para cada persona?

La respuesta es no, cada persona tiene muchas variables que nos hacen diferentes unos de otros, la edad, el género, estado de salud, gustos y preferencias, actividad física, tipo y horario de trabajo. Al ser tan diferentes no existe una dieta estrella que sea igual para todas las personas, ahí radica la importancia de un plan de alimentación individualizado.

¡Pierda peso de forma saludable!

Realizar de 5 a 6 tiempos de comida al día, comidas pequeñas y frecuentes que mantengan estables los niveles de glucosa en sangre y nos permiten sentirnos satisfechos a lo largo del día.

Consumir carbohidratos integrales, las cantidades varían de acuerdo a cada persona, pero preferir la opción integral del arroz, pan, avena, galletas nos ayuda al aporte de fibra en la dieta ayudando con la saciedad.

Consumir grasas saludables: no es lo mismo consumir mantequilla que semillas de almendras, aunque a nivel calórico la porción aporte aproximadamente las mismas calorías, los ácidos grasos que contienen, brindan un efecto diferente en el cuerpo, grasas como el aceite de oliva, aguacate, semillas poseen ácidos grasos insaturados los cuales ayudan a aumentar el colesterol bueno HDL, poseen un efecto cardioprotector, son fuente de energía y nos aportan vitaminas.

Hidratarse adecuadamente principalmente con agua, dejar de lado refrescos azucarados, néctares y jugos y tomar de preferencia agua pura.

Recomendaciones

Para empezar una vida saludable principalmente se debe alimentarse adecuadamente y realizar actividad física, en ambos casos buscar ayuda en un profesional calificado es lo ideal. Dejar de lado dietas de revistas, internet, libros, lo que le recomienda un familiar o amigo que le sirvió al vecino.

Modificar hábitos y conductas, aprender que no es solo comer por comer sino por nutrirse. Consumir alimentos de todos los grupos, hidratarse adecuadamente, disminuir el consumo de comidas rápidas y gaseosas, productos de paquete cargador de grasa y azúcar.

Alimentos que le ayudarán a la pérdida de peso

Ciertas especias como el té verde, el jengibre, la canela por su contenido de antioxidantes ayudan al metabolismo, pero siempre acompañadas de buena alimentación y ejercicio.

La mejor opción es visitar a un profesional

El profesional evalúa a la persona en distintas áreas, antropométricas( peso, talla, % de grasa, musculo, agua) bioquímicamente (si tiene alguna alteración en colesterol, triglicéridos, hemoglobina, deficiencia de algún mineral o vitamina entre otros) clínicamente, si padece de alguna enfermedad diabetes, presión alta, problemas cardiacos, gástricos entre otras y dietéticamente que le gusta o no comer, cuanta veces al día come, cuanto come o bebe, es alérgico o intolerante a un alimentos para poder abordar al paciente de una manera integral y adecuar su correcta alimentación a las necesidades individuales de cada uno. Mientras que una dieta sacada de internet, de un libro o revista es igual para todos, sin tomar en cuenta ninguno de estos factores, pudiendo llegar a ser peligroso para nuestra salud.

Comments

comments

Comments: 0

Your email address will not be published. Required fields are marked with *